Por los que no tienen hogar

580
Por los que no tienen hogar

Querido Jesús, nuestro Señor, cuando naciste no tenías hogar. María y José tuvieron que viajar a un pueblo desconocido y acomodarte en el pesebre de un establo.
Por favor, ayuda a toda la gente que ahora no tiene dónde vivir y a todo aquél que debe abandonar su hogar.
Haz que los que tenemos casa nos acordemos de ellos y les prestemos ayuda.
Amén.