Reconciliación y Eucaristía para la liberación del pecado

220

La reconciliación no es el único medio que tenemos a disposición en la lucha diaria contra el pecado. La Eucaristía tiene una eficacia general para la liberación del pecado. La sangre de Cristo purifica nuestras conciencias de las obras de la muerte.