Aceptar el trabajo que se otorga con humildad

114

No hay oficio bajo en el servicio del Altísimo, los menores trabajos son de precio inestimable a sus ojos. Si despreciamos un empleo inferior, nos falta humildad.