Oración, definición

422

¿Qué es la oración? –Es la elevación del alma hacia Dios. ¿Qué es necesario para elevarme a Dios? –Dos cosas: salir de mí, e ir a Él. Para salir de mí es necesario sentir mi miseria; para ir a Él es necesario sentir su bondad. Sentir mi miseria, el vacío, la nada de mi ser, mi carencia de recursos y de vida en mí mismo, experimentar en mí la falta de aire vital, y entonces abrir hacia el infinito de Dios la ventana por la cual el aire divino penetrará en mis pulmones. He aquí la oración, he aquí sus dos movimientos de aspiración y de respiración, que corresponden exactamente a los dos movimientos fundamentales de la piedad, que son: desprenderme de mí mismo y elevarme a Dios. (José Tissot, La vida interior)