9 Frases de Confianza en Dios

Oración a Nuestra Señora de Montserrat

“La confianza, y nada más que la confianza, puede conducirnos al amor.”

(Santa Teresita de Lisieux)Ver original

 

“La debilidad y limitación humanas son compatibles con el amor perfecto de Dios, siempre y cuando uno adquiera humildad y aprenda a poner toda su confianza en la gracia de Dios.”

(Thomas Merton) Ver original

 

Nuestras oraciones han de ser hechas con confianza, y con una esperanza firme de que Dios puede y quiere concedernos lo que le pedimos, mientras se lo supliquemos debidamente.”

(San Juan María Vianney) Ver original

 

“El remedio a la tentación es invocar el auxilio de Dios y continuar orando mientras dure. Poner en Dios nuestra confianza “¿No es siempre Él quien las permite para nuestro bien?””

(Dom Vital Lehodey) Ver original

 

“Lo que más encarecidamente nos pide el apóstol Santiago, si queremos alcanzar con la oración las divinas gracias, es que recemos con la más firme confianza de que seremos oídos. Pide, dice, con confianza, sin dudar nada.”

(San Alfonso María de Liborio) Ver original

 

“Es necesario que a la desconfianza propia añadas una entera confianza en Dios, que es el autor de todo nuestro bien, y de quien solamente debemos esperar la victoria.”

(Lorenzo Scupoli) Ver original

 

“El Don de Piedad nos inspira sentimientos de confianza y nos mueve a entregarnos a Él. Un hijo tiene confianza en su padre, un hijo le entrega su corazón a su padre; así el alma, bajo el influjo del Don de Piedad, tiene en Dios una confianza inmensa y se le entrega de una manera total.”

(Mons. Luis María Martínez) Ver original

 

“Aleja la duda de tu alma, y nunca temas dirigir a Dios tu plegaria, diciéndote: «¿Cómo podría yo orar, cómo podría yo ser escuchado, después de haber ofendido tanto a Dios?» No razones de esta manera; sino vuélvete al Señor con todo tu corazón, y ora con plena confianza. Conocerás entonces toda la extensión de su misericordia; verás que, lejos de abandonarte, colmará los deseos de tu corazón.”
(Pastor de Hermas) Ver original

 

“Nosotros, con el don de su Espíritu, podemos dirigirnos a Dios, en la oración, con confianza de hijos, invocándolo con el nombre de Padre, «Abbà». Pero debemos tener el corazón de los pequeños, de los «pobres en el espíritu» (Mt 5, 3), para reconocer que no somos autosuficientes, que no podemos construir nuestra vida nosotros solos, sino que necesitamos de Dios, necesitamos encontrarlo, escucharlo, hablarle.”

(Benedicto XVI) Ver original