La Oración https://la-oracion.com Aprende a orar Sat, 27 May 2017 01:04:46 +0000 es-ES hourly 1 https://wordpress.org/?v=4.7.5 La inteligencia, facultad maestra del hombre https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/la-inteligencia-facultad-maestra-del-hombre/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/la-inteligencia-facultad-maestra-del-hombre/#respond Sat, 27 May 2017 00:57:02 +0000 https://la-oracion.com/?p=13529

La inteligencia es la facultad maestra del hombre, y a ella es a quien pertenece la dirección del mismo. La inteligencia es la que prepara los caminos a la fe, y en ella es donde reside esta gran virtud. Cuando la inteligencia se ve suplantada en sus funciones directoras, no sólo la naturaleza sino también la fe y la espiritualidad padecen quebranto. Y esto es lo que acontece en nuestros días. La sensibilidad, que ocupa un lugar secundario en las facultades del hombre, escala el primer lugar y aspira a dirigirlo todo, hasta la misma piedad. Y así resulta –ya lo hemos dicho– que la vida llega a ser un negocio de sentimiento, la fe una impresión, la piedad una sensación. (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/la-inteligencia-facultad-maestra-del-hombre/feed/ 0
La raíz, el tallo y la flor https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/la-raiz-el-tallo-y-la-flor/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/la-raiz-el-tallo-y-la-flor/#respond Sat, 27 May 2017 00:52:25 +0000 https://la-oracion.com/?p=13527 Sobre la raíz de David se levantará un tallo, y sobre este tallo una flor, y sobre ella descansará el Espíritu de Dios. Con esta imagen anuncia Isaías a Jesucristo. Ahora bien: Jesucristo es la cabeza y modelo de los cristianos, es el arquetipo de la vida espiritual, y lo que a Él conviene, conviene, en la debida proporción, a todo lo que de Él nace. Por eso la piedad está bien representada por esta imagen. Hay una raíz que es la razón, un tallo que es la fe y una flor que es la espiritualidad. Sin raíz no hay tallo, sin tallo no hay flor. La flor se levanta sobre el tallo y éste sobre la raíz. La savia misteriosa, fecundando la raíz, sube por el tallo y viene a dilatarse en la flor. Así también por la acción misteriosa de la savia divina, que se llama la gracia, la razón, que es la raíz, es fecundada; sobre ella se levanta el tallo de la fe, y sobre este tallo de la fe se despliega la admirable flor de la espiritualidad. Así, la espiritualidad es la flor de la fe y de la razón, y se apoya a la par sobre la razón y la fe; y toda espiritualidad que no tenga este tallo y esta raíz, digamos con propiedad, toda espiritualidad que en sus fundamentos no es teológica y racional, no es la flor sobre la cual descansa el Espíritu de Dios. (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/la-raiz-el-tallo-y-la-flor/feed/ 0
Cristo, el fundamento de la vida espiritual https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/cristo-el-fundamento-de-la-vida-espiritual/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/cristo-el-fundamento-de-la-vida-espiritual/#respond Sat, 27 May 2017 00:49:37 +0000 https://la-oracion.com/?p=13525 Para levantar un gran edificio lo primero que hay que hacer es asentar la fábrica en sólidos cimientos, porque de los cimientos dependen la elevación y solidez de una construcción. Sin cimentación; nada hay sólido, nada fuerte, nada duradero. Lo importante, por consiguiente, es conocer bien el fundamento de la vida espiritual, establecerlo con firmeza y asentar sólidamente el edificio de la perfección sobre la base única, fuera de la cual ninguna obra viva puede levantarse, porque “nadie puede poner otro fundamento que el que ya ha sido puesto”. Este fundamento único es el que yo quisiera mostrar y exponer en plena luz, si pudiese. Quisiera poder decir a las almas: mirad, ved ahí el único fundamento, y me consideraría feliz si pudiese añadir como San Pablo: “Como sabio arquitecto eché el cimiento del edificio según la gracia que Dios me ha dado; otro edifica sobre él, pero mire bien cada uno cómo edifica”. (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/cristo-el-fundamento-de-la-vida-espiritual/feed/ 0
Jesús, el único cimiento de la vida espiritual https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/jesus-el-unico-cimiento-de-la-vida-espiritual/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/jesus-el-unico-cimiento-de-la-vida-espiritual/#respond Sat, 27 May 2017 00:47:12 +0000 https://la-oracion.com/?p=13523 ¡Si estas almas supiesen cuál es la única cosa necesaria!. ¡Si sólo se ocupasen en ella! ¡Si sólo pensasen en levantar el edificio único sobre el único cimiento! Pero edifican sobre arena, y ¿qué extraño es que la casa no se mantenga en pie? ¡Tantos vientos soplan, tantos torrentes se precipitan sobre ella!. Y cuando el ruinoso edificio está casi en tierra, sólo les ocurre ir a un retiro y tratar de volver a construirlo. Y semejantes a un niño que ha visto caer su castillo de naipes y que intenta levantarlo de nuevo, proyectan tomar nuevas resoluciones, nuevas prácticas, tan exteriores, tan poco profundas, tan incoherentes como las anteriores, y por consiguiente, tan poco duraderas como aquéllas, y la nueva construcción se verá condenada a derrumbarse otra vez al impulso del viento y de las aguas. Y no les ocurre buscar la roca, no piensan en edificar sobre cimiento sólido y profundo. (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/jesus-el-unico-cimiento-de-la-vida-espiritual/feed/ 0
El activismo de Marta https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/el-activismo-de-marta/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/el-activismo-de-marta/#respond Sat, 27 May 2017 00:44:52 +0000 https://la-oracion.com/?p=13521 “Marta, Marta, estás inquieta y turbada porque te ocupas en muchas cosas”. La multiplicidad era causa del desasosiego de Marta, la cual era, no obstante, amada por Jesús y cuya fidelidad apreciaba el Señor. Pero ella tenía demasiadas cosas en la cabeza. La multiplicidad la dividía; dividiéndola, la inquietaba; inquietada, se turbaba, y la turbación la debilitaba de tal suerte que le era imposible atender a todo y se veía obligada a pedir el auxilio de su hermana. Lo propio nos sucede a nosotros. Las múltiples ocupaciones de la vida, las mil preocupaciones del interés personal dividen el alma; la multiplicidad incoherente de los ejercicios de piedad, en vez de darle unidad, fuerza y paz, aumenta su mal dividiéndola, perturbándola y debilitándola más todavía. ¿Por qué asombrarnos de la languidez de algunas almas, si lo que debería darles salud y vida, aumenta el mal que padecen? (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/el-activismo-de-marta/feed/ 0
La piedad exterior y la piedad interior https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/la-piedad-exterior-y-la-piedad-interior/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/la-piedad-exterior-y-la-piedad-interior/#respond Sat, 27 May 2017 00:43:32 +0000 https://la-oracion.com/?p=13517 Viviendo en la superficie del alma se vive también en la superficie de las cosas; porque el hombre que no sabe penetrar en el fondo de su alma, tampoco sabe penetrar las profundidades de las cosas. Se ocupa sólo en lo exterior y sólo da importancia a las pequeñeces. Así, en los deberes y en las obligaciones, pone su cuidado en la letra más que en el espíritu, en la corteza más que en la savia, en el cuerpo más que en el alma. Sabe que tales y cuales pormenores están prescritos, y tales otros prohibidos. Ve la parte externa de la ley, el hecho material de la prescripción, y esto es lo único a que concede alguna importancia. No ve su aspecto interno, la razón, el fin de la prescripción, el espíritu de la ley, y procura, con una fidelidad externa y mecánica, observar materialmente la letra que ve y que mata, sin atender al espíritu que vivificaría y que no ve. (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/la-piedad-exterior-y-la-piedad-interior/feed/ 0
El goce de los sentidos y el goce del espíritu https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/el-goce-de-los-sentidos-y-el-goce-del-espiritu/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/el-goce-de-los-sentidos-y-el-goce-del-espiritu/#respond Sat, 27 May 2017 00:40:49 +0000 https://la-oracion.com/?p=13514 [La vida de los sentidos] no es el lugar que Dios ha designado para campo de las ascensiones del corazón; las ascensiones del corazón parten de punto más profundo, se levantan del valle de lágrimas. Y aquí, en estas profundidades, está la lucha, está el dolor. Es preciso arrancar de raíz ese egoísmo personal, ese amor de sí mismo que tan vivo está y que tan profundamente ha arraigado en nuestro corazón. El trabajo es rudo y los goces escasos, al menos para los sentidos. Pero hay en esta lucha goces más verdaderos y más completos. Dios mismo se asocia a este trabajo y comunica al trabajador el gozo de su presencia, y por esto es bienaventurado, según lo dice el sagrado texto. Pero los sentidos ignoran estos goces; no ven más que las lágrimas y el dolor, el trabajo penoso de la ascensión y la lucha; por eso, instintivamente, temen las profundidades donde este trabajo se realiza. ¡Es tan fácil ilusionarse cuando, por una parte, se experimentan sin gran dificultad gozos que se creen muy puros, y por otra se ven combates que no se estiman necesarios!… (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/el-goce-de-los-sentidos-y-el-goce-del-espiritu/feed/ 0
Falta de interioridad https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/falta-de-interioridad/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/falta-de-interioridad/#respond Sat, 27 May 2017 00:37:13 +0000 https://la-oracion.com/?p=13512 Viviendo por los sentidos se vive en lo exterior, no se penetra en lo íntimo del alma. Ésta tiene profundidades insondables. “Dios –se ha dicho– habla en lo hondo del alma. Escuchar allí que es donde la verdad se deja oír y donde se recogen las ideas, ir por medio de la piedad al Maestro interior”, ¿cuántos hay que sepan hacerlo? ¿Cuántos que piensen en esto? ¿Cuántos que, conociendo la vía intelectual por la cual Dios viene a nosotros, salgan a su encuentro sabiendo andar por el interior de su morada, en la inocencia de su corazón? ¡Cuán poco conocemos nuestro interior! ¡Cuán poco sabemos entrar en él!… A veces ni nos cuidamos de penetrar, y con mucha frecuencia, hasta tenemos miedo de hacerlo. (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/falta-de-interioridad/feed/ 0
Peligro del sentimentalismo https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/peligro-del-sentimentalismo/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/peligro-del-sentimentalismo/#respond Sat, 27 May 2017 00:35:29 +0000 https://la-oracion.com/?p=13509 De las regiones de la idea y de los principios hemos descendido al fango de las emociones y de los sentidos. En la vida pública lo mismo que en la vida privada, en la vida intelectual como en la vida moral y hasta en la misma vida espiritual se buscan con demasiada frecuencia las emociones y se vive muy fácilmente por los sentidos. La vida tiende a animalizarse y a no ser más que una serie continua de sensaciones. Los caminos profundos del espíritu y del corazón son cada vez más ignorados; el romanticismo va penetrando en todas partes, hasta en la piedad. (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/peligro-del-sentimentalismo/feed/ 0
Decadencia espiritual de nuestro tiempo https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/decadencia-espiritual-de-nuestro-tiempo/ https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/decadencia-espiritual-de-nuestro-tiempo/#respond Sat, 27 May 2017 00:33:41 +0000 https://la-oracion.com/?p=13500 ¡Las almas están enfermas!– Al decir esto no quiero referirme a esa pobre sociedad que agoniza alejada de Dios, agitada y perpleja entre los dos opuestos extremos del materialismo y del ocultismo. Las incertidumbres, las conmociones y angustias, cada día más agudas, nos revelan la profundidad del mal. Lo que llama mi atención en este momento no es esa sociedad que ha dejado ya de ser cristiana para volver a ser pagana; es, sobre todo, la sociedad cristiana, la que se llama y se cree tal, y que de hecho conserva las apariencias y las prácticas de la vida cristiana. Y dentro de esta sociedad me refiero especialmente a las almas que hacen profesión de piedad, a las que por su estado, por inclinación o por vocación, se entregan a los ejercicios de una vida más religiosa. Las miro y veo un gran número cuya existencia languidece en la tibieza. La anemia de las almas es más alarmante que la de los cuerpos. ¡Pobres almas que viven vacilando, apuntaladas con una multitud de pequeñas prácticas y que nunca llegan a tenerse de pie! ¡Tísicos que temen el aire libre, quienes, sin conocerlo ni advertirlo, se ahogan en la atmósfera tibia de un sentimentalismo enervante! ¡Estómagos condenados a las ligeras salsas de las devociones hueras! ¡Ojos acostumbrados a ver solamente en las obscuridades de libros sin doctrina y de frases sin substancia! ¡Cuántas postraciones y cuántas dolencias! Para verse condenadas a semejante régimen, preciso es realmente que la constitución de estas almas esté singularmente atacada. La piedad padece hoy una enfermedad general: carece de substancia y de fondo; le falta el elemento sólido. ¡Es todo tan superficial en algunas almas… y en algunos libros!… ¿Será que la piedad ha seguido el camino descendente del siglo, o que el siglo ha decaído por haberse debilitado la piedad? No lo sé: tal vez han ocurrido ambas cosas. ¿No sería más exacto afirmar que, habiéndose desvirtuado la sal, ha dejado que la tierra se corrompa? “Vosotros sois la sal de la tierra”: estas palabras, dirigidas a los Apóstoles y a los que tienen participación en su ministerio, pueden también ser aplicadas a las almas superiores que por aquella virtualidad amarga, oculta en la piedad, son llamadas a purificar el mundo y a preservarlo de la corrupción. Y si la sal ha perdido su eficacia, ¿con qué se salará? (José Tissot, La vida interior)

]]>
https://la-oracion.com/frases-y-reflexiones/decadencia-espiritual-de-nuestro-tiempo/feed/ 0